Hace ya varios años que se empezó a usar este término para hacer referencia al dolor causado por el sobreuso de los dispositivos móviles. Aunque en su día se bautizó con el genérico de Blackberrry, como es natural, se extiende a todas las marcas.

Para profundizar en el tema conocer mejor en qué consiste la dolencia y qué podemos hacer para combatirla, hemos hablado con José Tabuenca Dumortier, jefe del servicio de Traumatología del Hospital Universitario Quirónsalud MadridEste enlace se abrirá en una ventana nueva, quien nos ha resuelto nuestras dudas.

¿En qué consiste el síndrome pulgar de Blackberry?

Se trata de un trastorno en el que aparece dolor al movilizar el pulgar y que puede extenderse a la muñeca, codo e incluso hombro. Surge desde la aparición de los smartphones, los tipos de teclados y sistemas como el Qwerty . Para utilizarlo nos vemos obligados a sostener el dispositivo con el resto de los dedos mientras los que escriben son los pulgares. El problema radica en cuántas veces repetimos ese gesto a lo largo del día al utilizar los diferentes programas que tienen los teléfonos, como Facebook, Whastsapp, correo electrónico o twitter, entre otros.

Pulgar de Blackberry

¿Qué está ocurriendo en nuestro cuerpo?

Este gesto repetitivo conlleva una sobrecarga, sobre todo de los tendones del pulgar, llamada tendinitis, o una inflamación que puede conducir a una artrosis de una articulación llamada trapezometacarpiana en el pulgar. Esto lo que va a provocar es dolor al hacer pinza con el pulgar, como en gestos como abrir con una llave una puerta, etc. Otro problema adicional reside en que dicha articulación ya es propensa de por sí a padecer artrosis, aunque no se usen móviles. Antes se daba, por ejemplo, en costureras.

¿Cómo evitar esta dolencia?

Lo más difícil es convencer al paciente que la culpa la tiene el uso inadecuado del móvil. Una vez que se descubre por qué nos duele el pulgar, se toman medidas antiinflamatorias, fisioterápicas y de reeducación del gesto, y se prescribe una disminución del número de horas con el teléfono.

Consejos para prevenir el síndrome del pulgar de Blackberry

Aunque es evidente que la primera recomendación es la prudencia con los dispositivos móviles, estas son algunas precauciones que pueden evitar que nos duelan los pulgares:

  • Intentar apoyar los codos al escribir
  • Descansar si aparece fatiga
  • Intentar escribir con los índices, más adaptados al trabajo de precisión que el pulgar
  • Usar teclados que permitan usar todos los dedos
  • Usar la grabación de voz
  • Colocar la muñeca en una posición lo más neutra posible
  • Visitar al especialista ante la aparición de los primeros síntomas

Etiquetas