Fuertes dolores en la zona del oído y sensación de taponamiento son algunos de los síntomas de la otitis, que es una de las enfermedades típicas del verano. Afortunadamente, podemos tratar de prevenir su aparición si seguimos una serie de recomendaciones, especialmente en los niños, que son los que más disfrutan nadando, buceando y zambulléndose en el agua de la piscina y la playa.

Cómo proteger el oído en la piscinaCómo proteger el oído en la piscina

Se distinguen dos tipos de esta infección en el oído:

  • Externas
  • Medias

La doctora Miriam Navarro Cunchillos, especialista en Otorrinolaringología del Hospital Ruber Internacional, nos indica que "todas ellas son muy dolorosas y nos pueden fastidiar nuestras vacaciones". Para evitar que esto suceda, te explicamos los factores que pueden motivar su aparición, y también las medidas que ayudan a proteger nuestros oídos en verano.

Factores que influyen en la otitis

En general, bañarse y bucear en exceso pueden motivar la aparición de esta infección. Esto se debe a que "el calor y la humedad constante en el oído por los baños favorece el crecimiento de bacterias y hongos en el conducto auditivo externo", nos explica nuestra otorrinolaringóloga.

También influye la calidad del agua en la que nos bañamos, por lo tanto, es muy importante estar seguro de que el agua no está contaminada y cumple con las medidas de higiene.

A estos factores se añaden otros adicionales que predisponen la aparición de esta infección, y que pueden diferenciarse según el tipo de otitis.

Otitis externa: qué es y sus causas

Este tipo de otitis se produce por una infección de la piel del conducto auditivo externo del oído.

Existen ciertos factores que influyen en su aparición:

  • Un conducto auditivo fino o estrecho
  • Presencia de tapones de cera en el oído
  • Se relaciona sobre todo con afecciones en la piel del conducto auditivo, como eczemas crónicos o heridas ocasionadas por rascarse o utilizar bastoncillos, audífonos o auriculares.

¿Qué es la otitis media y qué motiva su aparición?

Este otro tipo de otitis suele ser más habitual en invierno porque está relacionada con los síntomas del catarro. Pero se ven algunos casos en verano, según nos indica nuestra doctora: "También son frecuentes las otitis medias, causadas por la infección de las cavidades situadas por detrás de la membrana timpánica".

Entre los factores que favorecen esta infección, están:

  • Los cambios de temperatura que suelen ocurrir en la época estival.
  • Practicar buceo. Esta actividad provoca cambios de presión en el oído medio.
  • También existe una mayor predisposición en las personas que tienen la membrana timpánica perforada y en los menores. Esto se debe a que "compensan peor los cambios de presión y la trompa de Eustaquio es más corta y más horizontal, lo que favorece la entrada de agua en el oído medio a través de la nariz", nos detalla nuestra otorrinolaringóloga.

Protección de los oídos en verano

Si nos gusta nadar o bucear, o simplemente somos de los que disfrutan de largos baños en la piscina o en el mar, podemos poner en práctica estas pautas para evitar infecciones de oídos:

Uso de tapones en la piscinaUso de tapones en la piscina

Uso de tapones y a quién se recomienda

Es aconsejable que valoremos el uso de tapones a medida si tenemos algunas de estas características:

  • Membrana timpánica perforada
  • Portadores de drenajes transtimpánicos
  • Problemas en la piel
  • Haber sufrido otitis en anteriores veranos

Lociones secantes para oídos

En opinión de nuestra doctora, en las personas que no tengan una perforación timpánica puede resultar beneficiosa la aplicación de "las soluciones secantes a base de alcohol boricado después de los baños".

Buceo y catarro no son compatibles

Como ya hemos indicado, se trata de una actividad que puede favorecer la aparición de la otitis en el oído. Al respecto, nuestra doctora puntualiza que "se desaconseja bucear cuando estemos acatarrados para evitar otitis medias".

Pese a todas estas observaciones, no deja de ser cierto que los chapuzones en la piscina y en la playa son la mejor forma de combatir los efectos de las altas temperaturas, por lo que nuestra doctora concluye que "no se trata de privarnos del placer de los baños en verano, pero sí de adoptar determinadas medidas para tratar de evitar un ambiente húmedo en el oído".

Etiquetas