La obesidad es una enfermedad en aumento a nivel mundial, que puede causar otras patologías graves. En ocasiones, resulta muy complicado perder peso de forma natural, a pesar de que se haya intentado con cambios en la alimentación, y es entonces cuando se necesita un empujón para conseguirlo.

Esta ayuda se puede encontrar a través de tratamientos de obesidad como el balón intragástrico, que es una posibilidad para quienes no quieren pasar por quirófano. ¿En qué consiste? ¿Para quién está indicado? ¿Cuántos kilos se pierden con el balón intragástrico? ¿Se adelgaza para siempre? Te damos las respuestas.

¿Qué es el balón intragástrico para tratar la obesidad?

Se trata de una esfera de látex, con suero fisiológico en el interior, que se introduce en el estómago de forma endoscópica, es decir, sin incisiones. Para ello se utiliza un endoscopio, que ayuda a colocar el balón, todo ello bajo sedación.

Balón intragástrico para tratar la obesidadBalón intragástrico para tratar la obesidad

Otra de sus ventajas es que el paciente no tiene que ingresar en el centro hospitalario para llevarlo a cabo.

El doctor Juan Antonio Casellas Valde, jefe de servicio de la Unidad Digestiva de Endoscopia AvanzadaEste enlace se abrirá en una ventana nueva, nos explica que "su principal efecto es la disminución de la motilidad del estómago, reduciendo el tiempo de vaciado tras la ingesta de alimentos y provocando, en la mayoría de los casos, una sensación de saciedad temprana durante las comidas".

Casos en los que está indicada esta técnica

El balón intragástrico se recomienda para personas con estas características:

  • Tienen un índice de masa corporal o IMC por inferior a 29, es decir, una obesidad de tipo I.
  • A pesar de haber hecho dietas antes, no han logrado perder peso.

¿Cuántos kilos se pierden con el balón intragástrico?

Casi todo el exceso de peso se adelgaza en los 3 primeros meses, y a partir de entonces la pérdida de peso es más lenta y va disminuyendo la efectividad. En general, de media se pierden entre 14 y 16 kilos tras 6 meses con el balón intragástrico, según diferentes publicaciones.

¿El balón intragástrico acaba con la obesidad para siempre?

Para conseguir los mejores resultados, y mantenerlos de forma definitiva, este tratamiento de la obesidad necesita que el paciente incorpore hábitos saludables, que son más fáciles adoptar debido a la saciedad que produce el balón. En este sentido, nuestro especialista nos advierte que "la pérdida solo se hará efectiva si el paciente realiza dieta acompañada de ejercicio".

Por lo tanto, la pérdida de peso será definitiva únicamente si el paciente incorpora cambios en la alimentación y en la actividad física de manera prolongada. "Sin esas dos premisas existe una alta posibilidad de recuperar el peso perdido en menos de tres años", nos apunta nuestro doctor, quien nos aconseja "la supervisión continua de un equipo de profesionales para poder mantener la pérdida de peso".

Obesidad y enfermedades graves

Cabe destacar que la obesidad puede ser un factor de riesgo frente al coronavirus, e incluso implicar otras patologías severas, tales como:

  • Diabetes de tipo 2
  • Tensión arterial alta o hipertensión
  • Dislipemia, que afecta a los lípidos de la sangre
  • Hígado graso

Otras cirugías de la obesidad

Para las personas que sufren alguna de estas enfermedades, existen otras cirugías de obesidad más indicadas que el uso del balón intragástrico. El doctor Carlos Salas Palau, especialista en la Unidad de la Obesidad de los hospitales Quirónsalud ValenciaEste enlace se abrirá en una ventana nueva y Quirónsalud AlicanteEste enlace se abrirá en una ventana nueva, nos explica que "este tipo de patologías tan graves pueden hacer candidato a la cirugía bariátrica a pacientes con obesidad tipo I y II, es decir, que su índice de masa corporal se encuentre entre treinta y treinta y cinco".

Los resultados de estas cirugías son positivos, tal y como nos señala nuestro cirujano, "las cirugías bariátrica y metabólica son la mejor opción terapéutica para este tipo de obesidad y han demostrado tener una mayor efectividad transcurrido el tiempo, es decir, el efecto es continuado". No obstante, en estos casos también es importante el cambio de hábitos en la alimentación y en el ejercicio.

Cabe añadir que estas cirugías son una opción posible para aquellas personas que, tras la técnica endoscópica del balón gástrico, han acabado recuperando su peso después de años. Al respecto nuestro doctor Salas nos comenta que "el paciente que se ha realizado una intervención endoscópica de balón no tiene ningún tipo de contraindicación a la hora de realizarse una cirugía bariátrica".

Etiquetas