A estas alturas nadie duda de los efectos positivos que el sexo provoca en nuestra vida, tanto desde el punto de vista puramente físico como a nivel psicológico, y nuestros médicos nos lo confirman.

Fortalecimiento del suelo pélvico

El doctor Andrés Carlos López Díaz, responsable del servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Quirónsalud MálagaEste enlace se abrirá en una ventana nueva, da mucha importancia a los beneficios de la práctica sexual sobre la salud, y pone como el ejemplo el fortalecimiento del suelo pélvico: "Se trabajan los músculos que permiten el sostén del útero, la vejiga y el intestino. Un suelo pélvico cuidado nos proporciona placer, seguridad y calidad de vida, ya que si se debilita surgen problemas como la incontinencia de orina, de gases, de heces, el descolgamiento de los órganos pélvicos o la dificultad para tener relaciones sexuales".

Beneficios del sexo en la salud

Bueno para el corazón

Otro de los grandes favorecidos de la práctica sexual es el corazón. El doctor Francisco José Torres Calvo, cardiólogo del mismo centro, nos explica que "se trata de un ejercicio que disminuye el estrés y mejora la presión arterial, que son en definitiva algunos de los principales factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares". De hecho, según un estudio publicado en The American Journal of CardiologyEste enlace se abrirá en una ventana nueva, los hombres que mantienen relaciones sexuales dos veces a la semana tienen el 50% menos de probabilidad de sufrir un infarto frente a los que practican sexo una vez al mes.

Piel más hidratada

¿A que esto no lo sabías? Pues sí, la piel también se ve beneficiada con la actividad sexual ya que se produce un aumento de la hidratación. Además se estimula la producción de colágeno, que ayuda a mantener la firmeza de la piel.

Beneficios psicológicos

La segregación de hormonas que contribuyen al buen estado de ánimo y al descanso hace que practicar el sexo contribuya al equilibrio psicológico. Antonio de Dios González, jefe del departamento de Psicología del centro antes mencionado, nos recuerda que las emociones positivas son una fuente necesaria de bienestar e, incluso, facilitan el pensamiento creativo y la conducta encaminada hacia el éxito. "La liberación de hormonas como endorfinas, oxitocina, serotonina y prolactina actúan directamente sobre los circuitos de recompensa cerebrales y generan tranquilidad", nos explica.

Causas que afectan al disfrute de las relaciones sexuales

En ocasiones el goce de las relaciones sexuales no es completo debido a infecciones de transmisión sexual, patologías cardiacas o crónicas, temor a un embarazo no deseado, disfunción, infertilidad, etc. Además, tal y como explica el doctor Javier Moreno, jefe del servicio de Medicina Interna, "con frecuencia, las dificultades sexuales pueden ser también el reflejo de algún problema de salud como la diabetes, la hipertensión o la depresión".

Etiquetas