A todos nos encanta que nos besen los seres queridos, va en nuestra naturaleza. Queremos aprovechar que se acercan días vacacionales con más tiempo libre y el cuerpo y la mente están más relajados, para darte aún más razones para besar y ser besados.

¿Qué beneficios tienen los besos?

Se trata de la expresión de afecto por excelencia y, como indica la doctora Marina Sangonzalo Candel, especialista en Psicología del Hospital Quirónsalud Valencia, "nos vincula a nuestros iguales, nos une a la familia y nos hace sentir íntimamente próximos a nuestra pareja".

Además, cuando besamos, obtenemos otras ventajas adicionales:

  • Contribuye a aliviar el dolor.
  • Fortalece el sistema inmunitario.
  • Libera endorfinas y hormonas como la dopamina y la oxitocina, que están relacionadas con el afecto y el cariño.
  • Provocan una reacción en cadena y son un mecanismo de adaptación. Cuando los labios entran en contacto con los de otra persona o con su propia piel, se produce una serie de cambios físicos. El mecanismo lo detalla nuestra psicóloga: "Cuando besamos podemos mover hasta 36 músculos y el latido de nuestro corazón puede pasar del reposo hasta la agitación en unos breves instantes".

fortalecer-defensas-besofortalecer-defensas-besoCabe señalar una curiosidad de los besos, y es que no son un tema exclusivo de las personas, sino que "en la cadena filogenética encontramos desde chimpancés y elefantes que se besan, hasta pájaros que rozan sus picos", según explica nuestra psicóloga.

Besar a niños, adolescentes y la pareja

Hay que destacar que los besos proporcionan beneficios sea cual sea la situación.

  • En la infancia este gesto de cariño tiene una importancia muy especial, ya que favorece un crecimiento sano y con confianza.
  • En la adolescencia puede aparecer cierto rechazo, así nos lo advierte nuestra especialista: "No se deje engañar por ese gesto, el adolescente sigue necesitando amor y cariño en dosis adecuadas de besos y abrazos".
  • Respecto a la situación en pareja, los besos ayudan a mantener la relación, aunque también pueden ser una medida de distanciamiento. "Los besos apasionados de la etapa del enamoramiento, cuando aparecen los conflictos, ceden paso a besos familiares en la mejilla o besos cordiales, más propios de un ritual social que de personas que se aman", concreta nuestra doctora.

Algunos riesgos de los besos a tener en cuenta

Si bien los aspectos positivos del beso están claros, también es importante conocer su parte eventualmente problemática, y es que hay ciertas bacterias y virus que pueden acompañar al intercambio de saliva. Estas son algunas de las posibles infecciones o enfermedades que se pueden transmitir:

  • Catarro
  • Herpes labial
  • Verrugas
  • Caries
  • Mononucleosis o enfermedad del beso
  • Hepatitis B
  • Meningitis

Pese a ello, no hay que temer a los besos, ya que la propia saliva puede protegernos contra bacterias, virus y hongos, y además estos intercambios salivares contribuyen a estimular y fortalecer el sistema inmunitario para que cree anticuerpos. Aun así, siempre es recomendable aplicar los consejos que nos ofrece la doctora Gemma Ramón García, especialista en Medicina General del Hospital Quirónsalud Torrevieja:

  • Buena higiene bucal, que es muy importante para evitar que las infecciones de la saliva permanezcan en el cuerpo.
  • No besar a quienes sufren alguna de las enfermedades anteriores.
Etiquetas