Diabetes tipo 1 y tipo 2

Cuando se padece diabetes tipo 1, el páncreas no produce insulina, lo que se traduce en un exceso de azúcar en sangre que se trata de paliar administrando insulina vía inyección. Es la más frecuente en la edad infantil.

En el caso de la diabetes tipo 2, el organismo sí produce insulina, pero no en la cantidad suficiente para aprovechar la glucosa o este es resistente a ella. El doctor Georgios Kyriakos, especialista en Endocrinología y Nutrición del Hospital Quirónsalud MurciaEste enlace se abrirá en una ventana nueva, nos explica que "es la más común y la padece un 90% de los enfermos, que son generalmente mayores de 40 años".

Un caso aparte es la diabetes gestacional, que normalmente desaparece tras el parto y que obliga a la embarazada a llevar una dieta muy estricta y, en casos especiales, medicación.

Diabetes según la edad y el sexo

Una enfermedad en aumento

Se trata de un problema que está en continuo crecimiento, hasta el punto de que la OMS ha informado de que se ha cuadriplicado en los últimos 30 años y, lo que es peor, se prevé que siga en aumento. Aunque el incremento afecta a los dos tipos de diabetes, es la de tipo 2 la que mayor intensificación ha tenido, debido fundamentalmente a los nuevos (e insanos) hábitos de vida, el sedentarismo y la mala alimentación.

De hecho, el aumento en la diabetes tipo 2 se está observando también en niños, directamente relacionado con las cifras de obesidad infantil que se han disparado en los últimos años, habiendo 4 niños de cada 10 con problemas de sobrepeso.

Las mujeres con diabetes presentan más dificultades que los hombres

La Federación Internacional de Diabetes ha informado de que "las desigualdades socioeconómicas exponen a las mujeres a los principales factores de riesgo de la diabetes, como son una dieta y nutrición pobres, inactividad física, consumo de tabaco y alcohol". Además, por estas mismas condiciones, sufren barreras que dificultan el acceso asequible a la prevención, detección precoz, diagnóstico, tratamiento y atención de la diabetes, particularmente en países en vías de desarrollo.

Por otro lado, las mujeres con diabetes pueden tener más dificultades para concebir y tanto la de tipo 1 como la 2 pueden conllevar riesgo de mortalidad y morbilidad a la madre y al bebé. A esto se suman las complicaciones que acarrea la diabetes gestacional, que afecta a 1 de cada 7 nacimientos, y que pueden incluir problemas de tensión arterial, bebés con peso elevado al nacer y partos difíciles.

Etiquetas