Este novedoso procedimiento ha surgido a raíz de la dificultad que presentó el siguiente caso. Un agresivo tumor en el pecho había obligado a extraer a un paciente las costillas, el esternón, parte del pulmón derecho, la glándula tímica y la mayor parte del pericadio, y los sistemas de placas convencionales no ofrecían ninguna solución. Fue entonces cuando en el Hospital Universitario Quirónsalud MadridEste enlace se abrirá en una ventana nueva se recurrió al diseño a medida de una prótesis de titanio creada por impresión en 3D.

Prótesis de titano por impresion en 3D

El doctor Javier Moradiellos Díez, jefe asociado del Servicio de Cirugía Torácica de dicho centro, ha sido el responsable del diseño de la prótesis y la posterior intervención al paciente. Según sus propias palabras, "se trata de la primera prótesis biomecánica, llamada así porque su diseño imita la articulación y la configuración de la pared torácica normal, permitiendo una mecánica respiratoria fisiológica, así como su integración con los huesos del paciente".

"El reto de este caso clínico -continúa el especialista- no era solamente la propia extirpación, que ya de por sí suponía todo un desafío por su complejidad, sino la reconstrucción torácica, y por eso fue necesario diseñar una solución a medida".

Para ello, la zona que iba a ser extirpada se sometió a estudió mediante tomografía computerizada que recabó la información sobre la anatomía del enfermo. Con estos datos se diseñó una prótesis "de una sola pieza para evitar dislocaciones y desplazamientos y para que funcionase mecánicamente como una unidad", detalla el doctor.

Prótesis de impresión en 3D colocada

En cuanto a la producción propiamente dicha, se realizó por un proceso denominado fabricación por haz de electrones (EBM, por sus siglas en inglés), mediante el cual el titanio en polvo se va depositando y fundiendo hasta que se solidifica en un entorno de vacío. Este procedimiento permite elaborar formas intrincadas y de gran complejidad como las de este implante con una precisión absoluta en las medidas. En cuanto al material, la elección del titanio es debida a que se ha demostrado que con el tiempo este se llega a integrar con los huesos y además es un material resistente y ligero.

Después del éxito mostrado en esta extirpación e implantación, el doctor Moradiellos se reafirma en su opinión de que "la impresión en tres dimensiones de materiales protésicos tiene un extraordinario potencial en cirugía oncológica al facilitar intervenciones radicales en pacientes que, hasta ahora, no hubieran podido ser considerados para ellas".


Etiquetas